Face
Insta
Youtube
Whats
Miércoles, 29 Junio 2022
Suscribase aquí

El Secreto de Fátima

By Licda. Lisandra Chaves Mayo 30, 2022

La mariofanía de Fátima es una de las más proféticas de la Iglesia Católica. Algo que siempre fascina a creyentes y no creyentes es el famoso secreto de Fátima. Esto causa curiosidad, intriga, misterio y por eso es siempre tan llamativo. Los medios seculares lo han hecho ver como algo apocalíptico y casi una sentencia para la humanidad.

Nuestra querida pastorcita Lucía Do Santos, vidente de Fátima, carmelita descalza y hoy en proceso de beatificación, fue la designada por Dios para vivir mucho tiempo y ser testigo de aquella manifestación mariana que le dio al mundo un mensaje. Lucía no solo era testigo privilegiada sino también guardiana de que aquello que pidió la Virgen Santísima se realizara tal como ella lo había pedido.

San Juan Pablo II, un Pontífice tan visiblemente mariano, no tardó en tener una santa amistad con Lucía y esta mujer sencilla y humilde no le tenía miedo a nada y en su momento también indicó al Papa cómo debía llevarse a cabo la consagración de Rusia que la Virgen había pedido y por esa razón se hizo dos veces, ya que la primera no se hizo con todos los Obispos del mundo.

El secreto de Fátima es uno solo en tres partes y el discernimiento de este contenido fue confiado al gran teólogo Joseph Ratzinger, hoy Benedicto XVI. La primera parte del secreto se refería a la visión del infierno, la segunda a la consagración de Rusia al Corazón de María y la última o tercera al asesinato del hombre vestido de blanco.

Ratzinger señaló que la palabra clave de las primeras partes del secreto es el triple grito: penitencia, penitencia y penitencia para salvar almas. Lucía le dijo entonces al Cardenal Ratzinger que le resultaba cada vez más claro que el objetivo de todas las apariciones era hacer crecer la fe, la esperanza y la caridad y que todo el resto debería conducir a ello.

El secreto de Fátima es actual porque las amenazas para el mundo siguen siendo las mismas: guerra, destrucción, perdida de vidas y de almas por falta de paz. Todos sabemos que con las armas que tenemos hoy podemos destruir este hermoso Paraíso llamado Tierra en minutos. Dios nos hizo inteligentes, pero la inteligencia la estamos utilizando para el mal y no para el bien. Es increíble que no hayamos aprendido que la guerra no deja nada más que muerte como se puede ver en los resultados de las guerras mundiales.

Hay algo que llama mucho la atención de la intervención de Ratzinger y es que el futuro no está predeterminado y lo que vieron los niños puede cambiarse. Todo depende de la conversión, la oración y la actitud del hombre hacia la paz. “Toda la visión tiene lugar solo para llamar la atención sobre la libertad y para dirigirla en una dirección positiva…su sentido es movilizar las fuerzas el cambio hacia el bien”, explica.

El secreto de Fátima no significa fatalismo sino una ayuda para que podamos cambiar y salvarnos. En la cruz, medita Ratzinger, la destrucción se transforma en salvación, debemos mantener esa fe. Lo que el secreto hablaba del sufrimiento de un Pontífice viendo violencia y destrucción a su alrededor es lo que el Papa Francisco experimenta hoy también con la guerra en Ucrania, entre otros sufrimientos terribles en el mundo. La muerte de un Papa indica que se refiere al atentado contra San Juan Pablo II y que la Virgen haya intercedido vuelve a ser ejemplo de que el destino no es inmutable y que la fe y la oración pueden cambiar las cosas.

En resumen, Fátima sigue siendo actual en cuanto a los peligros para la humanidad y nos sigue recordando la conversión, la penitencia y la exhortación a la oración. Si hay algo que debe consolarnos mucho es esta frase dicha por la Madre de Dios: “Al final, mi Corazón Inmaculado triunfará”.

 

 

 

Síganos

Face
Insta
Youtube
Whats
puntosdeventa
Insta
Whats
Youtube
Image
Image
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad