Face
Insta
Youtube
Whats
Miércoles, 21 Abril 2021
Suscribase aquí

100 años de la Provincia Eclesiástica

By Mons. José Manuel Garita H. Abril 07, 2021

El día 16 de febrero de 1921, el Papa Benedicto XV emitía la Bula “Praedecessorum nostrorum”, mediante la cual constituía la “Provincia Eclesiástica” de Costa Rica, integrada por una Arquidiócesis (San José), una Diócesis (Alajuela) y un Vicariato Apostólico (Limón).

Han pasado 100 años desde entonces, muchos más desde la presencia de la Iglesia Católica en nuestro país y debemos dar gracias a Dios por este peregrinar y por todos los frutos que nos ha permitido recoger a través de la evangelización.

Por medio de la Provincia Eclesiástica, podemos decir que el Señor ha obrado en su Iglesia, a través de una estructura concreta que hoy agrupa ya a ocho diócesis en todo el territorio nacional. Estamos viviendo un Año Jubilar alrededor de esta celebración tan significativa que nos llena de regocijo.

Esta celebración debe llevarnos a animarnos en la fe y a renovar nuestro compromiso evangelizador con la Iglesia, el cual nos corresponde a todos como bautizados y discípulos-misioneros.

Podríamos hablar de la acción de la Iglesia, a nivel histórico, cultural y religioso, del acompañamiento a lo largo de la vida costarricense, pero quiero resaltar el aporte y testimonio de tantas personas que han vivido su fe, laicos comprometidos, sacerdotes, obispos, religiosas y religiosos. Dios, que ve en lo escondido, sabrá premiar tantos sacrificios y desvelos por llevar el Evangelio con auténtica mística misionera.

Agradezcamos la entrega y el compromiso de un pueblo que sigue siendo mayoritariamente católico en nuestro país y, a la vez, pidamos al Señor que siga manifestando su amor para con esta tierra bendita.

En el marco de estos 100 años de la Provincia Eclesiástica, atrevámonos a rescatar todas esas huellas de quienes han permitido cultivar y alentar la fe. Tantas obras de piedad y obras de solidaridad que en cada rincón de nuestro pueblo se manifiestan para alabar a Dios y manifestar el amor al prójimo.

Sería innumerable determinar tantas obras en bien de los demás que ha generado la Iglesia, no solo como estructura física u organizativa, sino, como Iglesia viva conformada por el pueblo de Dios.

Al respecto, el Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia, numeral 49, nos dice: “La Iglesia, comunidad de los que son convocados por Jesucristo Resucitado y lo siguen, es signo y salvaguardia del carácter trascendente de la persona humana. La Iglesia es en Cristo como un sacramento, o sea signo e instrumento de la unión íntima con Dios y de la unidad de todo el género humano. Su misión es anunciar y comunicar la salvación realizada en Jesucristo, que Él llama Reino de Dios (Mc 1,15), es decir la comunión con Dios y entre los hombres”.

Sigamos llevando la Buena Noticia de la salvación, sigamos proponiendo con fuerza y convicción el mensaje que nos ha sido revelado. Seamos esa Iglesia de puertas abiertas que el Papa Francisco desea.

También, acerquémonos a nuestra Madre, la Virgen María, Reina de los Ángeles y Patrona de Costa Rica, que nos ha cuidado con su amor maternal, que ha intercedido por este país desde siempre. A ella confiémonos, sigamos pidiendo su intercesión, para el fortalecimiento de nuestra Iglesia costarricense, para que sea una Iglesia más configurada a Cristo. Pedimos también la intercesión de San José, patrono de la Iglesia universal, en este año dedicado a él.

Síganos

Face
Insta
Youtube
Whats
Image
Image
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad