Face
Insta
Youtube
Whats
Miércoles, 21 Abril 2021
Suscribase aquí

Un científico cuyo apostolado fue la defensa de la vida

By Febrero 26, 2021

Jérôme Lejeune estaba decidido a que la medicina y la investigación estuvieran siempre al servicio de los más débiles.

 

Cuando el doctor Jérôme Lejeune hacía sus investigaciones para identificar la trisonomía 21, su esperanza era ayudar a las personas diagnosticadas con Síndrome de Down (SD), lamentablemente, su valioso descubrimiento, ha sido utilizado por otros para eliminar seres humanos antes de que nazcan.

Él se convirtió en un férreo defensor de la vida, algo que le generó antipatías por parte de ciertos sectores e, incluso, se menciona que esto pudo haberlo alejado de recibir reconocimientos como el Premio Nobel, sin embargo, también eso puede que le ayude a recibir un título mucho más importante.

El Papa Francisco autorizó el pasado 21 de enero la publicación del Decreto de la Congregación para las Causas de los Santos, en el cual se reconocen las virtudes heroicas del siervo de Dios, Jérôme Lejeune, y, con ello, se abre el camino para su beatificación.

Reconocido como el descubridor de la Trisonomía 21 y como el padre de la genética moderna, fue un científico quien además se destacó por su defensa de la vida y de los más débiles, de hecho, él, junto a San Juan Pablo II, impulsaron la Academia Pontifica para la Vida.

Nació en Francia en 1926, se convirtió en médico pediatra y genetista. Precisamente, al ver las dificultades que presentaban los niños con SD y las inquietudes de sus padres, se dedicó a la investigación de esta discapacidad.

Después de mucho trabajo científico, detectó una alteración cromosómica que consistía en la presencia extra del cromosoma 21 (o una parte de este), en vez de los dos habituales. Esta variación es la causante del Síndrome de Down.

De acuerdo con un artículo de Vatican News, el trabajo de Lejeune ayudó a reducir el estigma social que enfrentaban aquellas personas con esta condición genética.

También Lejeune descubrió otras anomalías relacionadas con los cromosomas, lo cual abrió el camino para nuevos avances en el campo genético.

Fue además un hombre católico que contrajo matrimonio con Birthe Bringstead, con quien tuvo cinco hijos. En unas declaraciones a Aciprensa, su esposa se refirió a cómo su posición en contra del aborto le trajo dificultades.

“Tras oponerse a la ley del aborto (en Francia), de repente hubo un apagón: dejó de recibir donaciones y ayudas económicas para su investigación. No podía escribir en los medios de comunicación y no lo invitaban a las televisoras ni tampoco a congresos internacionales en los que durante años había sido el ponente principal”.

 

Amigo de San Juan Pablo II

 

En 1974 fue nombrado miembro de la Academia Pontificia de la Ciencias y en 1994 fue presidente de la Academia Pontificia para la Vida por San Juan Pablo II, quien se convertiría en su amigo cercano.

El científico partió a la Casa del Padre un Domingo de Resurrección, 3 de abril de 1994, en París, Francia, tras haber padecido cáncer.

San Juan Pablo II escribió un mensaje con motivo de la noticia: “Esta muerte testimonia con mayor fuerza la vida a la que el hombre está llamado en Jesucristo. Durante toda la vida de nuestro hermano Jérôme, esta llamada representó una línea directriz. Como sabio biólogo, sintió pasión por la vida”.

“En su campo fue una de las mayores autoridades mundiales. Diversos organismos lo invitaban a dar conferencias y le pedían sus consejos. Lo respetaban incluso quienes no compartían sus convicciones más profundas”.

Y continúa: “El profesor Jérôme Lejeune asumió plenamente la responsabilidad particular del sabio, dispuesto a convertirse en un signo de contradicción, sin tener en cuenta las presiones externas ejercidas por la sociedad permisiva ni el ostracismo al que lo habían condenado”.

“Nos hallamos hoy -dijo el Papa polaco- ante la muerte de un gran cristiano del siglo XX, un hombre para el que la defensa de la vida llegó a ser un apostolado”.

En 1997, el mismo San Juan Pablo II, durante un viaje a Francia, oró ante la tumba del científico. En 2007 se abrió el proceso de canonización y el 21 de febrero pasado el Papa Francisco reconoció sus virtudes heroicas, lo cual abre el camino para su posible beatificación.

 

Infórmese primero con una suscripción digital. Conozca nuestros cómodos planes, es muy fácil, solo ingrese en este enlace.

Danny Solano Gómez

Periodista, licenciado en Producción de Medios, especializado en temas de fe católica, trabaja en el Eco Católico desde el año 2009.

Síganos

Face
Insta
Youtube
Whats
Image
Image
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad