Face
Insta
Youtube
Whats
Domingo, 19 Septiembre 2021
Suscribase aquí

"Los niños son una riqueza para la humanidad y para la Iglesia"

By Septiembre 09, 2021

La Comisión Nacional de Pastoral Familia publicó un mensaje con motivo del Día Nacional del Niño, este 9 de setiembre, en el que expone que la niñez, hoy en día, debe ser destinataria de una acción prioritaria de la Iglesia, de la familia y de las instituciones del Estado.

Asimismo, recuerda que muchos niños y niñas sufren diariamente, a causa del rechazo o el abandono al inicio de su vida, así como por ser víctimas de la violencia o explotación sexual, entre otras situaciones que provocan dolor.

“Todos somos responsables de los niños y de hacer cada uno lo que pueda para cambiar esta situación. Nos dirá el Papa Francisco que cada niño es un grito que llega a Dios y que acusa el sistema que nosotros adultos hemos construido”, dice el texto firmado por Mons. Manuel Eugenio Salazar, obispo de Tilarán-Liberia y presidente de la Comisión de Pastoral Familiar.

Adjuntamos el mensaje íntegro:

“Los niños son en sí mismos una riqueza para la humanidad y también para la Iglesia, porque nos llaman constantemente a la condición necesaria para entrar en el Reino de Dios: aquella de no considerarnos autosuficientes sino necesitados de ayuda, de amor, de don…" (Papa Francisco)

Desde 1946, por iniciativa del Patronato Nacional de la Infancia se celebra en nuestro país, con alegría y júbilo, el Día del Niño el 9 de setiembre de cada año. Vemos y vivimos con mucho entusiasmo como en familias, centros educativos y de cuido, y en muchos lugares a lo largo y ancho del territorio nacional, la figura exaltada de la niñez motiva hasta los más adultos a recordar uno de los sentidos más hermosos y plenos de la vida: la verdadera felicidad.

En este día aprovechamos también para reafirmar la importancia de garantizar y respetar los derechos de la niñez; además de resaltar el importante papel que la sociedad debe darle a su infancia porque en ella está el futuro de nuestra nación, por lo que debe promover sus derechos y concienciar a las personas sobre el papel primordial que las niñas y los niños tienen en el desarrollo de nuestro país.

Desde el sentir pleno de considerarnos miembros vivos de la Iglesia con gran deseo de pertenencia, esta celebración nos debería recordar con gran motivación que: “La niñez, hoy en día, debe ser destinataria de una acción prioritaria de la Iglesia, de la familia y de las instituciones del Estado, tanto por las posibilidades que ofrece, como por la vulnerabilidad a la que se encuentra expuesta. Los niños son don y signo de la presencia de Dios en nuestro mundo por su capacidad de aceptar con sencillez el mensaje evangélico. Jesús los escogió con especial ternura (cf. Mt 19,14), y presentó su capacidad de acoger el Evangelio como modelo para entrar en el Reino de Dios (cf. Mc 10,14; Mt 18,3”.

Vemos con gran dolor el sufrimiento que muchos de nuestros niños y niñas viven diariamente, desde el hecho de ser, en muchos casos, rechazados o abandonados desde el inicio de su vida, hasta llegar a robarles su inocencia, su infancia y su futuro al ser expuestos a la violencia o explotación sexual, situación de calle por ser víctimas de la pobreza económica, o sin los cuidados médicos necesarios.

Todos somos responsables de los niños y de hacer cada uno lo que pueda para cambiar esta situación. Nos dirá el Papa Francisco que cada niño es un grito que llega a Dios y que acusa el sistema que nosotros adultos hemos construido.

Desde la Comisión Nacional de Pastoral Familiar queremos reafirmar y hacer el llamado a todas la familias de buena voluntad y buen corazón de nuestro país a volver la mirada hacia nuestros niños, hijos e hijas, con una mirada llena de ternura y de esperanza, a nunca renunciar a ser ese maravilloso lugar de sostén, de acompañamiento y de guía para nuestro niños, donde les podamos transmitir y depositar la educación y el don de la fe y de los más profundos valores morales y éticos, ya que todo niño necesita para su pleno desarrollo del amor, de la solicitud y comprensión y, en cuanto sea posible, del apoyo incondicional de un padre, una madre y de toda su familia.

Nos unimos con ferviente alegría a disfrutar de un ¡Feliz Día del Niño!

 

Danny Solano Gómez

Periodista, licenciado en Producción de Medios, especializado en temas de fe católica, trabaja en el Eco Católico desde el año 2009.

Síganos

Face
Insta
Youtube
Whats
Image
Image
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad
puntos de venta
suscripciones
Catalogo editoria
publicidad