Laica mexicana, fundadora y madre de 9 hijos, será beata

 
  • Concepción Cabrera: escritora, mística y fundadora mexicana camino a los altares

Laura Ávila Chacón
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Las Religiosas de la Cruz del Sagrado Corazón de Jesús y los Misioneros del Espíritu Santo están agradecidos con Dios pues recientemente el Papa Francisco, firmó un decreto para que la Sierva de Dios, Concepción Loreto Antonia Cabrera Arias Lacavex Rivera, sea declarada beata. 

Ella es la fundadora de ambas congregaciones, que en nuestro país tienen presencia en San Rafael de Heredia, en el Centro de Espiritualidad de la Cruz, y en la Parroquia de San Pablo de Heredia, en el Centro Félix de Jesús, respectivamente.

El Pontífice firmó en audiencia que concedió al perfecto de la Congregación para la Causa de los Santos, cardenal Ángelo Amato, el decreto que atribuye un milagro por intercesión de la conocida como “Conchita” Cabrera.

Conchita fue declarada Venerable por el Papa Juan Pablo II el 20 de diciembre de 1999 y su camino a la santidad requiere ahora de un segundo milagro, que sea obrado “por su intercesión” después de ser proclamada beata. La beatificación de Conchita será en México el próximo año.

Milagro sucedió a mexicano

Para que el Vaticano, decidierá que fuera declarada beata se ocupaba de un milagro atribuido a su intercesión.

Ese milagro fue el que le ocurrió al señor Jorge Treviño, de Monterrey, México. Según sus estudios médicos él tenía esclerosis múltiple. 

Sobre este milagro relató la Hermana Luz Angélica Arana, superiora de las Religiosas de la Cruz del Sagrado Corazón de Jesús en México: “Tenía esclerosis múltiple. Unos amigos lo invitaron a Jesús María en San Luis Potosí, que es una hacienda donde Conchita pasaba sus vacaciones. Le regalaron una reliquia de Conchita Cabrera y le hablaron de ella. Se regresó a Monterrey para tener una operación, él cuenta que cuando lo sedaron vio en sueños a Conchita Cabrera, en ese momento se empezó a mover y hasta hoy en día sigue como si ninguna enfermedad hubiera tenido”.

Según el sitio  Vatican News, fue el 1 de marzo del 2018, durante el Congreso de los teólogos de la Congregación de las Causas, se aprobó que el milagro fue por intercesión de la Venerable Sierva de Dios.

Lea el artículo completo en Eco Católico.

Junta Proteccion Anuncio