La revolución del amor y la humildad cumple cinco años

La revolución del amor y la humildad cumple cinco años

 

Este lunes 19 de marzo, en la Solemnidad de San José, se cumple un lustro del inicio del pontificado del Papa Francisco.

 

Danny Solano Gómez

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Desde la escogencia de su nombre, el Papa Francisco ya vislumbraba lo que sería su pontificado, en sintonía con el Santo de Asís quería “una Iglesia pobre para los pobres”, una Iglesia misericordiosa que va al encuentro del otro, una al cuidado del medio ambiente, de la Casa Común.

Cinco años después del momento de su elección un 13 de marzo, y del inicio de su pontificado, el 19 de este mes, el Sumo Pontífice no deja de hacer frente a los desafíos de la Iglesia en el mundo actual. Su humildad, sus acciones, así como sus mensajes claros y fáciles de comprender, fueron aspectos que lo caracterizaron de inmediato.

 

Un Papa lleno de gestos

Cuando se presentó al mundo, antes de dar la bendición pidió a los fieles que oraran por él (una petición que hace constantemente), prefirió instalarse en una habitación sencilla de la Casa Santa Marta antes que en el Palacio Apostólico, solicitó que su anillo episcopal no fuera de oro sino de plata, optó por trasladarse en autobús o vehículos sencillos, entre otras muchas muestras de sencillez.

Inmediatamente vinieron sus gestos de amor, desde lo más pequeño, como acercarle una silla a un Guardia Suizo para que tomara descanso, detener toda una comitiva para bajarse a saludar a una mujer ciega, tomarse selfies, hacer una llamada a un enfermo (quien pensaba que era una broma y colgó dos veces), lavar los pies a presos y muchos acciones más.

Ha publicado dos encíclicas. En 2013 publicó Lumen Fidei (empezada por su predecesor, Benedicto XVI, y que trata sobre la fe como virtud teologal), y Laudato Si en 2015, cuyo tema principal es el cuidado de la Casa Común.

Convocó a dos Sínodos de los Obispos, de los cuales salieron las Exhortaciones Apostólicas, Evangelii gaudium (sobre una iglesia misionera en salida) y Amoris Laetitia (sobre el amor en la familia y los desafíos pastorales entorno a ella).

Emprendió la Reforma a la Curia Romana, que es -como expuso él mismo- “un medio para dar un testimonio cristiano; para favorecer una evangelización más eficaz; para promover un espíritu ecuménico más fecundo; para animar un diálogo más constructivo con todos”.

Las decisiones tomadas han permitido mayor transparencia en las finanzas de la Iglesia y una mayor armonización entre las diferentes áreas y dicasterios.

En el tercer año de su pontificado, Francisco proclamó el Año de la Misericordia, en el cual hizo un llamado a llevar el amor del Padre a los hermanos, en especial los más necesitados. 

El Santo Padre ha llevado a cabo acciones en la lucha contra los abusos a niños por parte de miembros de la Iglesia. Entre ellas la creación de la Comisión Pontificia para la Protección de Menores (CPPM), incluso con miembros que han sido víctimas.

Ha reconocido que es necesario hacer más esfuerzos en este tema. Además, en diversas ocasiones ha pedido disculpas y ha mostrado vergüenza por estos casos lamentables. 

En el 2106 tuvo un encuentro histórico con el Patriarca Ortodoxo Ruso, Kirill. Fue la primera vez en casi mil años desde el Cisma que un Papa se reunía con un Patriarca de la Iglesia Ortodoxa Rusa.

También ha logrado acercamiento como el Patriarca de Alejandría, Teodoro II. Otro ejemplo de ecumenismo ocurrió cuando participó en la conmemoración de los 500 años de la Reforma Protestante en Suecia. 

 

El Papa con más santos

Es el Sumo Pontífice que más santos ha canonizado, un total de 885 según informa Catholic.net. Cabe mencionar que 813 son los mártires de Otranto (los habitantes de esta ciudad italiana fueron asesinados por negarse a convertirse al Islam en 1480), esta a su vez fue la celebración de canonización del mayor número de personas que se ha realizado.

Entre los canonizados por Francisco están: José Sánchez del Río (Mártir mexicano), Teresa de Calcuta, los videntes de Fátima (Francisco y Jacinta Marto), Juan Pablo II y anunció recientemente la próxima canonización de Pablo VI y Mons. Óscar Arnulfo Romero.

El Vicario de Cristo ha mostrado una fuerte preocupación por los jóvenes, con quienes suele tener encuentros y ofrecerles mensajes acordes a sus vivencias y realidades.

Anunció a Panamá como la Sede de la Jornada Mundial de la Juventud en 2019, en consonancia con su mensaje de ir a las periferias. Destaca también que este año se celebrará, del 19 al 24 de marzo, el Sínodo de los Obispos y el tema será: Los jóvenes y el discernimiento vocacional. 

A nivel internacional la figura del Papa es altamente reconocida, ha sido nominado al Premio Nobel de la Paz, y apareció en la portada de la Revista Time dos veces como personaje del Año en 2013. 

En algún momento el Santo Padre dijo que tenía la sensación de que su pontificado sería breve. “Cuatro o cinco años (…) es una sensación un poco vaga. Le digo, capaz que no”, dijo. En todo caso es algo que solo Dios sabe, pero mientras continúe no cabe duda de que seguirá llevando un mensaje de amor, humildad y misericordia.

 

Junta Proteccion Anuncio