All for Joomla All for Webmasters

Gobierno y sindicatos piden mediación de la Iglesia Católica

  • Ante conflicto social que vive el país

Danny Solano Gómez
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Sindicatos y gobierno pidieron que la Iglesia Católica sea la mediadora en un diálogo entre ambos para discutir el tema fiscal. Esto ocurrió después de ocho días de huelga general y protestas en contra del Plan Fiscal impulsado por la administración del Presidente de la República, Carlos Alvarado.

Al cierre de esta edición la idea era realizar un encuentro preliminar sin condiciones entre las partes, con el objetivo de establecer una mesa de diálogo formal, con una agenda de temas y plazos. 

Previo a esto, el lunes 17 de setiembre, la unión sindical anunció en el auditorio de la Conferencia Episcopal que deseaba la mediación de la Iglesia Católica para establecer un encuentro preliminar con el Gobierno de la República.

Los gremios desestimaron la propuesta de tener como mediadores a los rectores o a Patricia Mora, Ministra de la Condición de la Mujer, quien envió una carta ese día a los representantes sindicales ofreciendo su mediación.

Por su parte, el gobierno a la mañana siguiente confirmó a la Conferencia Episcopal su anuencia a participar en un diálogo mediado por la Iglesia, aunque desde días antes ya había mostrado su disposición a que fuera de esa manera.

Mons. José Rafael Quirós, Arzobispo de San José y Presidente de la Conferencia Episcopal, aclaró que antes de iniciar la mesa de diálogo es necesario una reunión preliminar sin condiciones para que las partes establezcan los parámetro, así como temas, objetivos y plazos.

El Prelado también manifestó su dolor por los actos de violencia que se han presentado. “La violencia engendra violencia, por eso hemos insistido, y seguimos insistiendo que el diálogo es el camino que debe recorrerse”, dijo.  

Por su parte el Padre Edwin Aguiluz, Secretario de Pastoral Social-Caritas, consideró positivo que los sindicatos y el gobierno acogieran la propuesta de la Iglesia para un encuentro preliminar que a los postre servirá para generar las condiciones para el diálogo. 

¿Por qué la Iglesia como mediadora?, en la edición impresa está la respuesta. 

0
0
0
s2smodern