All for Joomla All for Webmasters

Declaran oficialmente Santuario a la Divina Misericordia en Pérez Zeledón

  • Templo cuenta con reliquia de Sor Faustina

Danny Solano Góme
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

“Todos nos alegramos, especialmente los devotos al Señor de la Divina Misericordia y aquellos allegados a este templo o que forman parte de esta comunidad, tenemos que estar contentos porque hoy surge una realidad nueva”. 

Estas fueron las palabras pronunciadas por Mons. Gabriel Enrique Montero, Obispo de la Diócesis de San Isidro de El General, durante la celebración eucarística con motivo de la declaración del Santuario Diocesano de la Divina Misericordia, en Morazán de Pérez Zeledón, el pasado domingo 28 de abril. 

Cientos de fieles peregrinaron ese día a este templo y escucharon el decreto de erección. Así, este lugar deja de ser una filial de la Parroquia de San Isidro y pasa convertirse en Santuario Diocesano (aunque siempre dentro del territorio parroquial). 

“Aquí tendrá que ser un lugar de encuentro de las personas con Dios, un lugar desde donde se prodigue en todas partes la misericordia del mismo Dios en la persona de Su Hijo Jesucristo”, dijo Mons. Montero.

El padre Froylán Hernández fue nombrado rector del Santuario. El presbítero agradeció profundamente al Señor por hacerse presente en esta comunidad “donde él ha hecho grandes obras”.

Asimismo, hizo una invitación especial “para que hagamos de este santuario un lugar donde Dios habite, donde la puerta esté abierta para todos, para que cada hombre y mujer, que así desee, aquí pueda experimentar la misericordia de Dios. 

Divulgar la misericordia cristiana

La comunidad de Morazán anteriormente contaba con un pequeño templo, pero en 2008 se decidió construir uno nuevo que tuviera las condiciones para albergar a la creciente cantidad de fieles, según se informó.   

También se detalló que desde entonces se deseaba que fuera dedicada a la Divina Misericordia. De acuerdo con la Diócesis, en 2009 se puso la primera piedra y en 2010 se inauguró. 

Desde 2013 resguarda una reliquia de primer grado de Sor Faustina Kowalska, donada por el Convento de la Congregación de las Hermanas de la Bienaventurada Virgen María de la Misericordia, en Polonia.  

El 24 de enero de 2014, Mons. Guillermo Loría, obispo emérito de San Isidro, en ese momento en calidad de administrador apostólico, presidió la ceremonia de consagración del templo y dedicación del altar. 

El Padre Edgar Orozco, Vicario General de San Isidro, aclaró que a partir de aquel momento se consideró Santuario a Jesús de la Divina Misericordia, sin embargo, no había un decreto formal que lo oficializara como tal. 

El sacerdote agregó que devotos, no solo de diferentes partes de la Diócesis sino de todo país, peregrinan a este lugar para encontrarse con el Señor.

Finalidad del Santuario a la Divina Misericordia

El decreto señala que el Santuario Diocesano tiene como finalidad seguir difundiendo el conocimiento y fiel seguimiento al Señor Jesucristo, sobre todo el verdadero sentido de la misericordia cristiana, tal como Él nos la enseñó. 

También especifica que entre sus objetivos está promover en toda forma posible las obras de misericordia corporales y espirituales, así como celebrar con especial solemnidad la fiesta anual de Jesús de la Misericordia.

Asimismo, debe fomentar la devoción de la coronilla de la Divina Misericordia, mantener viva y actual la memoria de Sor Faustina Kowalska, al igual que su testimonio de vida y su total entrega al Señor y a la Iglesia.

 

0
0
0
s2smodern